Monitorizar la humedad del suelo es rentable

Publicado el 18 de septiembre del 2012 en la categoría Tecnología del riego

estratos del suelo agrícola

Uno de los retos más importantes que afronta la agricultura extensiva es desempeñar una gestión eficiente del agua de riego, debido a su elevado coste. La solución pasa por instalar un equipo integrado con sensores que permitan conocer cómo se mueve el agua, cómo se almacena en el suelo y cómo la utiliza el cultivo.

La mejor estrategia para ahorrar agua es hacer un uso eficiente del agua de riego, y así también se pueden ahorrar fertilizantes y energía eléctrica.
Este equipo aporta varios métodos de medida de la humedad del suelo, que controlándola en todo momento permite optimizar los riegos, para así conseguir un importante ahorro económico, tanto de electricidad, como de agua o de fertilizantes aplicados con el riego. Además, este sistema es totalmente respetuoso con el medioambiente.

El uso del agua en la actividad agrícola y los elevados costes energéticos que van asociados al riego (bombeos, riego mecanizado, otros automatismos…), son temas de crucial importancia. Debemos estar sensibilizados respecto al uso racional del agua y debemos ser conscientes de la necesidad incipiente de implementar tecnologías y soluciones que ayuden a gestionar de forma sostenible los recursos.

Monitorizar la humedad en el suelo con puntos de control

Para monitorizar la humedad en el suelo, hay que instalar una serie de puntos de control. La instalación de dichos sensores debe de ser cuidadosa y precisa para asegurar que los equipos funcionen de forma correcta y para disponer de unas lecturas fiables. La primera acción a realizar será una cata en el terreno, ya sea manual o mecánica.

Que el agua de riego es un recurso escaso y costoso, es algo que casi todo el mundo tiene claro. Este sistema es una solución integral que permite monitorizar la humedad que hay en el suelo y facilitar una serie de datos en tiempo real para poder tomar decisiones sobre el riego. De esta manera, se descubre cómo se mueve y almacena el agua en el suelo, y cómo la va absorbiendo el cultivo.

La monitorización será adecuada si se instalan los puntos de control en las zonas más significativas de la finca. Cada punto de control consta de un datalogger con tres sondas de humedad y de unos sensores ambientales que son opcionales. Según el tipo de cultivo, el tipo de suelo y la forma en que se distribuyen las raíces, se colocan las sondas de humedad a distintas profundidades de forma estratégica. Sólo de este modo se obtendrá una información rigurosa de lo que ocurre en el suelo.

A partir de los datos y de un análisis técnico pormenorizado, se consigue una representación gráfica del comportamiento del agua en el suelo. Así, se pueden tomar decisiones a muy corto plazo con el fin de garantizar una óptima eficiencia en el riego.

Etiquetas: , , , , ,

También te puede interesar:

2 comentarios en “Monitorizar la humedad del suelo es rentable”

  1. Diego Alem dice:

    Necesito controlar la humedad en cultivos sobre sustrato de coco, ¿qué me recomiendan?

  2. Traxco dice:

    Dependerá del picado del sustrato, que tendrá mayor o menor densidad y de lo más o menos apelmazado que se encuentre, ya que es necesario un buen contacto entre la punta de cerámica del tensiómetro y el sustrato. Disponemos de tensiómetros de punta de cerámica azul de alta sensibilidad para estos casos.

Deja un comentario





Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios y la experiencia de nuestros usuarios. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies.