Cultivar en el desierto con Pivots de riego

Publicado el 12 de noviembre del 2010 en la categoría Pivotes de riego

Producción agrícola en el desierto con riego mecanizado

Queda demostrado una vez más que invertir de manera inteligente en sistemas mecanizados de riego tecnificado: Pivotes de riego, genera los resultados agrícolas esperados. Libia es un país del Norte de África con costa norte al Mar Mediterráneo, y que limita al oeste con Túnez y Argelia, al suroeste con Níger, al sur con Chad, al suroeste con Sudán y al este con Egipto.
A este país no se le conoce precisamente por disponer de amplias cantidades de agua fresca, ni mucho menos de agua para su uso en aplicaciones agrícolas.

Este país desértico norteafricano, dirigido por un hombre considerado por la gran mayoría como demasiado excéntrico, se ha involucrado durante años en los cultivos regados mediante sistemas mecanizados de Pivotes centrales. Estos sistemas usan de manera eficiente la energía eléctrica, y se han diseñado para minimizar la pérdida de agua por evaporación, con emisores de riego por aspersión que distribuyen el agua desde la cabeza del Pivot hasta el cañón final de cierre de cultivo, regando en círculos.

El agua que alimenta los cultivos, se distribuye a través de las tuberías principales de acero que van montadas sobre los tramos. Los tramos se mueven mediante ruedas en círculos concéntricos desde el punto pivotante hasta el alero. Con este método de riego mecanizado se desperdicia menos agua, y los cultivos comprendidos en ese círculo agrícola pueden recibir el máximo recurso hídrico disponible.

Reverdecer el desierto

Aunque las máquinas de riego Pivot se utilizan ya de manera habitual en muchos países, incluyendo la India y otras zonas desérticas de Estados Unidos, la forma como se usa para cultivar en Libia es única. Las fotos tomadas por satélite de estos campos desérticos son muy características.

En un país como Libia, donde más del 95% del territorio lo compone el desierto del Sahara, este tipo de mecanización agrícola no es una inversión barata. Sólo es posible aprovechando los depósitos de agua fósil de los acuíferos subterráneos. Cada parcela circular tiene más o menos un kilómetro de diámetro, y en ellas se cultivan: grano, frutas y verduras, y forrajes para el ganado.

Libia no es el único país del Medio Oriente que intenta cultivar en el desierto mediante el riego agrícola. Jordania también está invirtiendo en Pivotes de riego, Israel además de instalar también riego mecanizado, lleva años perfeccionando su sistema patentado de riego por goteo (usado en muchas zonas áridas del mundo), incluso en países archienemigos como Siria y demás áreas regionales, incluyendo Qatar que colabora con Siria en algunos proyectos agrarios en la zona del Golfo Pérsico.

En el desierto la evapotranspiración es muy alta y el suelo desnudo no produce. El gran porcentaje de arena en el terreno impide que el agua quede retenida por mucho tiempo. En secano, debido a que el suelo no tiene  la capacidad de retener ni tan siquiera la posible agua de lluvia, la producción es sencillamente imposible. La tecnología de riego en el desierto se hace obligatoria e indispensable. Mediante los sistemas de riego Pivot se pueden convertir lugares desérticos en zonas de producción agrícola.

Información complementaria

Etiquetas: , , ,

También te puede interesar:

2 comentarios en “Cultivar en el desierto con Pivots de riego”

  1. El riego textil exudante también funciona en suelos desérticos y arenosos. Riega por capilaridad de forma subterránea, evitando la evaporación. Conocemos de ensayos de humedad en el desierto de Chile, instalando líneas paralelas de riego separadas a un metro. La humedad lateral que generó cada línea fue de 0,60 metros por lado. Esta humedad se superpuso con la línea vecina.

  2. […] logró hacer florecer el desierto. Estos vergeles, situados en pleno Sahara, eran sólo el comienzo de un plan enorme para convertir Libia en un país agrario […]

Deja un comentario





Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios y la experiencia de nuestros usuarios. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies.