Cebolla Fuentes de Ebro, mejora genética

Publicado el 7 de septiembre del 2012 en la categoría Producción agrícola

cebolla Fuentes de Ebro

Cada año se dedican en Aragón en torno a 700 hectáreas al cultivo de cebolla. De ellas, 150 has se dedican a la variedad aragonesa de cebolla Fuentes de Ebro (Zaragoza), entre los ríos Ginel y Ebro. Es una cebolla apreciada porque no pica y porque su sabor es ligeramente dulzón. Desde el año 1997, este producto autóctono cuenta con la distinción C de calidad otorgada por el Gobierno de Aragón, por su reconocida calidad y su gran reputación.

En el año 2010 obtuvo la normativa específica de Denominación de Origen Protegida.

El Centro de Transferencia Agroalimentaria (CTA) del Gobierno de Aragón, y más tarde el Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria (CITA) comenzaron diversas líneas de investigación. Entre los años 2007 y 2010, el Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria, financió dos proyectos nacionales de investigación que tenían por objetivo la mejora genética de la Cebolla Fuentes de Ebro.

Características de la cebolla

La cebolla es una planta alógama y bienal. Durante el primer año produce un bulbo como resultado de la acumulación de sustancias de reserva al final de la primera temporada de crecimiento. El bulbo es el resultado del engrosamiento de la base de las hojas.

Es durante el segundo año, tras un periodo de latencia del bulbo, cuando la planta emite el escapo floral. La inflorescencia de la cebolla se debe a este escapo y consiste en una umbela (compuesta por un número variable de flores pequeñas, blancas y con estrías verdes). Cada una de las flores es capaz de producir hasta seis semillas. La polinización es por insectos normalmente, aunque también puede ser por viento.

Diseño del programa de mejora: ciclos de selección

La variabilidad es la “materia prima” con la que se desarrolla la mejora genética. En el caso de la cebolla Fuentes de Ebro, se parte de una variedad tradicional y se depura, obteniendo un producto dentro de los estándares actuales, en cuanto a forma, tamaño y nivel de picor o pungencia.

Selección masal

Se realizó una primera selección masal de los bulbos procedentes de 15 ecotipos, es decir, bulbos que reunían las características propias de una cebolla: una baja pungencia, tamaño, firmeza y contenido en sólidos solubles.

Estos bulbos se cultivaron juntos para obtener las semillas, evitando que entrara polen no deseado. Se realizó la recolección de la semilla individualmente, planta por planta, así, familias de medio-hermanos tenían la misma madre y diferentes padres.

Selección genealógica

Se constituyeron doce familias de medios-hermanos, que se cultivaron para abordar el segundo ciclo de selección, considerando el valor de su familia o genealogía.

Además de la población inicial, se cultivaron en dos parcelas doce familias seleccionadas, una situada en Fuentes de Ebro y la otra en el Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón.

Se analizaron 20 bulbos por repetición, por parcela y familia, evaluando: peso, forma, contenido de puntos germinativos, contenido en sólidos solubles, firmeza y picor o pungencia (se consideran cebollas suaves o de escaso picor aquellas con un valor inferior a 5,5 μmoles de ácido pirúvico por cada gramo de tejido fresco).

El análisis de las doce familias estudiadas puso de manifiesto que todas las familias mostraban unos niveles de pungencia significativamente menores que la población original. No se mostraron diferencias significativas en cuanto al peso, la forma, la firmeza y el número de puntos germinativos respecto a la población inicial. Los bulbos que se seleccionaron mostraron un menor contenido en sólidos solubles. Los resultados también mostraban un mejor comportamiento del material vegetal, y que, aunque el conjunto de la cebolla viene determinado genéticamente, se puede modificar en función del ambiente en el que se desarrollan las plantas.

De entre las dos familias que presentaron un mejor comportamiento en la parcela de Fuentes de Ebro, se seleccionaron los mejores bulbos para cultivarlos y obtener las semillas. Hoy en día, los agricultores de Fuentes de Ebro siguen plantando este material vegetal.

Etiquetas: , , ,

También te puede interesar:

Deja un comentario





Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios y la experiencia de nuestros usuarios. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies.