Cultivo de tabaco

Publicado el 15 de diciembre del 2021 en la categoría Producción agrícola

cultivo de tabaco

La producción del cultivo de tabaco es el motor para un enorme sector económico alrededor de la industria manufacturera tabacalera.

Su cultivo se desarrolla mejor en zonas con altas temperaturas (entre 18º y 28ºC). Requiere de una elevada humedad que deberá compensarse con una buena gestión del riego. Se desarrolla mejor en suelos francos con un buen drenaje y ricos en materia orgánica.

Según la variedad de la planta y la clase de hoja, exige diferentes niveles de pH en los suelos. Es preferible un pH neutro para las plantas de hoja oscura y un pH de neutro a ligeramente ácido para las plantas de hoja clara.

Riego del cultivo de tabaco

Dado que el 90% de la planta de tabaco es agua, el riego es una parte fundamental para su desarrollo. Una mala gestión del riego reducirá la calidad y por tanto el interés de las fábricas por el producto. La frecuencia de riego dependerá del tipo de suelo, siendo más frecuentes en suelos arenosos de percolación rápida que en suelos francos. Se debe regar antes del trasplante para que las plantas desarrollen la raíces a la mayor profundidad posible. A partir de ahí y tras unos 15 o 20 días sin riego, se regará con la frecuencia requerida vigilando el cultivo en todo momento y teniendo en cuenta las condiciones climatológicas.

En este tipo de cultivo extensivo es habitual el riego por aspersión mediante sistemas Pivot o con cobertura superficial o enterrada mediante elevadores con emisores Rotator R33 en marcos de 15×15 o 15×18.
También es una opción válida el riego por goteo, instalando una línea de goteo por fila de cultivo con goteros de entre 1,2 y 2,3 litros por hora, separados entre sí con una distancia de entre 50 y 100 centímetros.

Dependiendo del tipo de suelo, de la climatología y la pluviometría de la zona, la dosis de riego puede variar sustancialmente. A modo orientativo, conviene un aporte de 20 litros por metro cuadrado y día, aumentando la frecuencia en los meses de estío (julio y agosto) cuando la evapotranspiración es muy alta.

La producción de tabaco en Europa y en España

Los países con mayor producción de tabaco en Europa son: España, Italia, Bulgaria, Polonia y Grecia.

En España, las Comunidades que disponen de más plantaciones de tabaco son: Andalucía, Extremadura, Castilla León y Castilla La Mancha.

Etiquetas:

También te puede interesar:

Deja un comentario





Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios y la experiencia de nuestros usuarios. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies